'

Innovación en Materiales y Equipamiento-Coloquio-Chema Martinez

Os dejo un interesante resumen de una sesion del programa enformate sobre Innovaciones en materiales y equipamientos deportivos, en el Círculo de Bellas Artes Madrid, en el que participa entre otros, Chema Martínez (Campeón de Europa de 10.000 metros lisos), es del 2008, pero me resulta interesante.

Preguntado por las novedades en textil, calzado y complementos que han influido en su vida deportiva, el atleta destacó la importancia de correr con tejido elástico, sintético, ligero, que se adapta y transpira mejor. “Ahora sería incapaz de salir a correr con una camiseta de algodón”, dijo, y se sorprendió de la evolución experimentada en poco tiempo. “Hace cinco o diez años, salíamos a correr con sudadera y casi con chándal”.

También mencionó la cámara de hipoxia, que propicia el traslado de oxígeno a los músculos de forma eficaz y retrasa la fatiga y ayuda a recuperarse de los grandes esfuerzos. El invento se popularizó entre los futboleros cuando se supo que el jugador madridista Raúl González la usaba, pero Chema Martínez recordó que los atletas llevan tiempo utilizando la cámara de hipoxia, sea en tienda o en habitación blindada.

El campeón de la última Maratón de Madrid se acordó también de las gafas que usa para entrenar, “ligeras, que te envuelven y se ajustan perfectamente” y evitan la crispación muscular en el rostro; y de los calcetines de última generación y de sorpresas como los manguitos que probó el año pasado, para mejorar la sensación térmica. “Me gustan todas las cosas nuevas, todo aquello que te pueda hacer que mejores tu tiempo un segundito”, subrayó el atleta, sabedor de que en ocasiones las medallas penden de décimas de segundo.

Chema Martínez no estuvo solo en su participación en enformate. Le flanqueaban representantes de marcas deportivas de élite, que mostraron algunos de los avances que lucirán en los Juegos Olímpicos de Beijing. Isabel Aimat, responsable de promoción de Nike en España, mostró en su intervención una fotografía de Chema Martínez con el chaleco que probará en la próxima maratón olímpica. El Nike Pre Cool Vest retrasa un 19 por ciento la subida de la temperatura corporal del cuerpo, con intención de retardar la llegada a esos 39,5 grados que hacen que el rendimiento del deportista baje. No se trata de llevar el chaleco puesto en la maratón, porque pesa tres kilos y medio (va relleno con agua fría), pero sí que se puede usar en los prolegómenos de la carrera, en el tiempo en que el atleta estira.

Calzado arquitectónico y ropa astronáutica

El público de la sesión pudo comprobar la ligereza de una de las zapatillas que podrían usar algunos deportistas en los Juegos Olímpicos de Beijing. Se llaman Nike Zoom Victory y pesan 93 gramos; llevan hilo de vectron y se basan en la tecnología Flywire, utilizada por la arquitectura para los puentes suspendidos con cables. Los asistente pudieron palpar también la goma lunarlite, material astronáutico que la firma
deportiva que viste a Chema Martínez ha utilizado por la buena amortiguación, la  ligereza y la resistencia a la deformación.

“Todos estos avances nos lo ponen a huevo para correr”, comentó el campeón europeo de 10.000 metros lisos. “La pena es que aquéllos a los que me enfrento también tienen los mismos avances”, apostilló, con guasa. Chema Martínez dice que gasta dos o tres pares de zapatillas al mes, más un par en cada maratón en la que compite, y tiene distinto calzado para cada superficie: unas para el entrenamiento en asfalto, otras para la tierra, otras para competir.

El atleta valora los avances tecnológicos y su aplicación no sólo a los deportistas de elite sino al público en general, pero cree que a veces no se explica como debiera y la gente se compra una zapatilla hiperligera simplemente porque está de moda, sin tener en cuenta que a lo peor no es lo más indicado para un corredor principiante de 75 kilos o más.

Mejoras biomecánicas y otros hallazgos

El responsable de atletismo de la firma Asics Ibérica, Jordi Pinillos, comentó que las innovaciones vienen de lejos, como las zapatillas de baloncesto ingeniadas en 1951 por el fundador de la marca, las Onitsuka Tiger, basadas en los tentáculos del pulpo, para reducir el desplazamiento lateral del pie con el efecto ventosa. De vuelta al siglo XXI, mencionó la tecnología Inner Muscle (músculo interno) aplicada a camisetas y mallas. A los diseñadores no les basta ya con adaptar la ropa al cuerpo, sino que intentan aportar “mejoras  biomecánicas”, según Pinillos.

La camiseta con Inner Muscle acera los omóplatos y fuerza una posición erguida que mejora el rendimiento; y las mallas garantizan una elevación de la pierna, una postura correcta que se nota en la zancada, sobre todo cuando el corredor es principiante. El representante de Asics aludió a estudios que hablan de mejoras de dos centímetros por zancada, lo que en una distancia maratoniana significa “recortar 800 metros”.

Por último, Rupert Fornell, especialista de entrenamiento y responsable de la academia de estudios Technogym en España, habló del wellness (“bienestar, ir al gimnasio para sentirse bien”) y dio detalles de máquinas de entrenamiento que hacen trabajar a dos grupos musculares a la vez, que llevan incorporada música y hasta 99 canales de televisión, que muestran el gráfico cardiaco del deportista en el momento en que realiza el esfuerzo y que, en general, borran la imagen tradicional del gimnasio como un lugar áspero, con ruidazo de correas y pesas de hierro.


De la sesión, yo me quedo con varias cosas, que existen una serie de avances tecnológicos que ayudan a mejorar el rendimiento, sobretodo, yo lo agradezco en el tema de las camisetas. Y segundo que se empieza a notarse la importancia del patrocinio de las grandes empresas deportivas en los atletas, hay que vender, marketing a tope.